HUEVOS POCHADOS

INGREDIENTES
  • 2 Huevos
  • 1 litro de agua
  • Sal
  • 2 Cucharadas de vinagre

PARA EMPEZAR CADA MAÑANA 

 

-Toma una cacerola honda y agrega el agua, de forma que haya unos 10 centímetros de altura disponibles para los huevos.

-Agrega la sal y el vinagre y pon a calentar a fuego medio el contenido del recipiente, hasta que hierva.

-En dos recipientes pequeños o tazas, vacía los huevos.

-Cuando el agua de la cacerola haya empezado a borbotear, baja a fuego lento y espera a que desaparezcan las burbujas.

-Con una cuchara haz movimientos circulares y suaves en el líquido, hasta que se haga un pequeño remolino.

-Vierte los huevos en el centro del remolino. Hazlo lo más cerca de la superficie que puedas, para que el cambio no sea muy brusco y haga que se rompan.

-Con cuidado, continúa moviendo el agua con la cuchara. Esto es para que la clara envuelva de forma circular a la yema y la cubra por completo.

-Espera 4 minutos a que se cuezan y corta los bordes indeseables de la clara con la cuchara.

-Saca del agua los huevos con una cuchara o espátula drenadora y, de preferencia, mételos de inmediato a un recipiente con agua fría para que se detenga la cocción.

-Sírvelos como más se te antoje. Te recomendamos que lo hagas directamente sobre un pan tostado y los espolvorees con sal y pimienta, para que paladees el sabor natural del huevo.

¿De cuánta utilidad te ha parecido este contenido?

¡Haz clic en una estrella para puntuar!

Promedio de puntuación 0 / 5. Recuento de votos: 0

Hasta ahora, ¡no hay votos!. Sé el primero en puntuar este contenido.

Otras recetas conhuevos

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.